40 Ciberia

Pedro Pina / Pina

 

Pedro Pina Pina

“Música cerebral que apela al subconsciente. Las sesiones que ofrece Pedro Pina son el resultado de un artista que desde la mitad de los noventa juega y experimenta con la electrónica instrumental. Sus directos son únicos en la fusión de la música y las artes visuales, todo generado en tiempo real, y buscando crear en el espectador una experiencia inmersiva”. Rita V., EDR, 2014


¿Qué hacías en 1995? 

Estudiar, y tocar en un grupo de doom metal.

¿Y actualmente?

Trabajar, y pasarme horas en el estudio como si no hubiera un mañana.

¿Qué planes de futuro tienes? 

Pasar todavía más horas encerrado en el estudio.

¿Cómo ves tu pasado?

Ingenuo y disperso.

¿Qué escuchabas en 1995?

Ebm, industrial, gotiqueo y electrónica oscura (bastante mediocre).

¿Y ahora?

Industrial (puesto al día) y techno. Cualquier cosa que sea densa y/o ruidista.

¿Cuál fue tu primer disco de electrónica que escuchaste/compraste?

El Violator de Depeche Mode.

¿Y el último?

Cracking Ruptures de Godafoss.

¿Prefieres live o sesion?

Siempre live. 

¿Músico o dj?

Mis conocimientos musicales son demasiado justitos como para considerarme músico.

¿Qué concierto/sesión destacas en estos últimos 19 años?

Kraftwerk en Sónar 98.

¿Un grupo? 

Podría decir que es bastante difícil quedarse en un grupo, pero Uwe Schmidt, LFO o Richard H. Kirk son pilares básicos para mí.

¿Un dj? 

Indiscutible: Ángel Molina.

¿Un disco? 

Palais de Madelman. Un disco que mama del techno y del pop a partes iguales sin ser ni una cosa ni la otra. Un disco que no niega ni influencias ni referencias, pero que no se limita a imitar. Fue un disco muy importante en su época, marcando en cierto modo el pistoletazo de salida de la generación de electrónica nacional de su momento. Visto en perspectiva, su portada no podía haber estado mejor elegida.

¿Un club/sala de conciertos? 

A mediados de los 90, Blau en el Prat de Llobregat. Desde finales de los 90 la cosa anda entre Nitsa y Moog, aunque en Moog, por el tipo de club que es, tradicionalmente se ha respirado un espíritu más arriesgado y underground que me encanta.

¿Un sello discográfico? 

Mute.

¿Tu tienda de discos?

Discos Paradiso como paradigma de lo que tiene que ser una tienda de discos física hoy en día. Un sitio que vaya más allá del simple hecho de vender discos. Volviendo al pragmatismo, Bandcamp ofrece un modelo de negocio muy interesante.

¿Tu estilo musical? 

Industrial, aunque tampoco lo considero un estilo en sí mismo.

¿Qué opinas del dance? 

Cualquier estilo que exclusivamente sirva como vía de escape no me interesa. Tiene que haber ese algo más, una intencionalidad. Vivir en el subidón eterno idiotiza.

¿Vinilo, cd o mp3? 

Soy pragmático, y cómo sólo puedo escuchar música por la calle, mp3. Tengo ganas de ver qué pasa con los nuevos formatos de audio comprimido en alta definición.

¿Qué medios musicales leías/lees? 

En el pasado Self, Mondo Sonoro y Ab. En la actualidad es difícil quedarse con un par o tres de medios. Hay mucha oferta con mucha calidad. Tanta como para sólo interesarse por determinado artículos o secciones de uno u otro medio.

 ¿Te interesa la literatura que ha generado la música electrónica?

...

¿Vas a algún festival? 

Sónar, Mira y LEV son citas obligadas, a falta de ver que tal va el Lapsvs Festival.

 ¿Qué opinas de la escena electrónica nacional del 95? 

Ingenua, con pocos medios, pero mucha ilusión.

 ¿Y de la de 2014? 

Preparada, diversificada y sin miedo.

 ¿Qué opinas de la 'crisis' de la industria musical y su incierto futuro? 

Gran parte de la culpa la tiene la propia industria por no saber adaptarse a tiempo.

¿Qué destacarías en el mundo de la música en estos últimos 19 años?

La digitalización y el fin de ’lo físico’, y todos los cambios para la creación, distribución y consumo que ha supuesto.

 ¿Qué triunfará musicalmente este año?

Internacionalmente, difícilmente habrá un claro triunfador. En lo referente a lo nacional, la electrónica con alma pop, luminosa y evocadora seguirá ganando aceptación fuera de nuestras fronteras.

¿El futuro de la música está en la electrónica, o en otro estilo? 

Sólo la electrónica tiene la capacidad para recombinarse, mutar y evolucionar. Sólo aquellos estilos que apuesten por mezclarse con la electrónica más allá de poner unos pocos sintes o loops serán capaces de explicar algo interesante.

¿Un músico vale más que 100 djs, o viceversa?

Primero tocaría definir qué significa ser músico, pero entendiendo que es alguien que es capaz de crear música, cada uno cumple su función. Últimamente tanto en un bando como en el otro quizás esa función pueda estar cuestionada, en ocasiones desde varios frentes. Deberíamos reflexionar sobre qué pretendemos ofrecer, y qué esperamos que ocurra cuando subimos a un escenario. Algo falla cuando el puro espectáculo sin más es lo único que importa.

¿El futuro ya estuvo aquí o seguimos en la Edad Media?

Nos robaron el futuro. Como no han conseguido o no han querido que nuestros coches, nuestros trenes y nuestros aviones vayan más rápido, han conseguido con Internet acelerar nuestras vidas. Cada vez más.